niños

Lesiones más comunes en niños por accidente de tráfico

19
Puntúa esta Información

Los niños son los más vulnerables a la hora de un accidente de tráfico. Es por ello que, es labor de los padres o representantes asegurar la vida de los menores. El peligro, en este entorno, está a la vuelta de la esquina. Las estadísticas en relación con los altos índices de accidentes en automóviles y sus dolorosos resultados. No solo está en juego la pérdida material, sino de la vida. En estos momentos críticos, los mayores afectados son los niños.

Bajo este argumento, la Dirección General de Tráfico (DGT) hace una serie de recomendaciones para brindar mayor seguridad a los menores mientras viajan en auto. Sin embargo, pese a los múltiples consejos y leyes, los accidentes de tránsito siguen ocurriendo con niños dentro de los autos. Es por ello que, si quieres cuidar más a tus hijos, aquí te decimos cómo. Además, te explicamos cuáles son los accidentes más comunes.

Estas son las lesiones más frecuentes en los niños en accidente de automóvil

accidentes más comunes

No todos los accidentes en autos son iguales y las lesiones tampoco lo son. Dependiendo del peso, la edad y si la persona usaba cinturón de seguridad o no pueden variar. Sin embargo, hay zonas del cuerpo que tienden a afectarse más que otras en incidentes de tráfico. Es por ello que, se establece un patrón para alertar a las personas y estés atentas a ciertas lesiones en estos momentos.

Mayor aún es el proceso que se tiene con los niños. Como dijimos antes, son más vulnerables en ser afectados. Por esa razón, también se estableció un patrón de cuáles son las lesiones más comunes en ellos. De esta manera, se pueden atender con tiempo y a su vez, educar a sus padres para que tomen prevenciones en esta área. En este sentido, te dejamos una lista de las lesiones más frecuentes:

La cabeza

Según estadísticas, más de 80 % de los accidentes los niños reciben fuertes golpes en la cabeza. Esto responde a que, por lo general, la cabeza es una de las zonas más grandes del cuerpo. Mientras más pequeño sea el niño, tiene más posibilidades de recibir un impacto en esta área. El grado de esta lesión dependerá del impacto que haya sufrido. El mismo puede ir desde un simple golpe a una lesión en el cerebro.

En este mismo impacto es posible recibir lesiones o fracturas en el rostro que pueden producir dificultad para respirar. Asimismo, de ser un accidente grave, podría dejar secuelas como deformación, problemas para masticas, ver y más.

El cuello

El cuello es una de las zonas del cuerpo con mayor probabilidad de sufrir una lesión en accidentes de tráfico. Esto tanto en adultos como niños. La lesión responde que, aunque la persona tenga cinturón de seguridad, el impacto le provoca un movimiento fuerte hacia atrás y la cabeza adelante. En este punto, el cuello hace un movimiento similar a un látigo que provoca lesiones como el latigazo cervical.

Si quieres saber cómo reclamar una indemnización por un latigazo cervical producto de un accidente de tráfico, aquí preparamos un artículo con consejos para ti.

Leer: Solicita una indemnización por latigazo cervical en accidente de tráfico.

Adicional a ello, un niño puede tener fracturas de las vértebras cervicales. Uno de los diagnósticos más graves en esta área es una lesión en la médula espinal que podría dejarlo inmóvil de forma permanente. La probabilidad de que estos últimos ocurran varía de la edad. Los menores de dos años están más propensos a sufrir este tipo de incidentes por el tamaño de su cabeza, el peso y la fragilidad de esta zona en esa edad.

El tórax

Las lesiones en el tórax dependerán de qué tan fuerte haya sido el impacto. En el caso de los niños, es posible que, posean fracturas en las costillas o huesos del tórax. Esto ocurrirá únicamente si recibe un golpe violento en esta zona. En los casos más graves, los menores pueden tener golpes internos como en los pulmones o el corazón que resultarían sumamente peligrosos.

El abdomen

El abdomen es una zona propensa de recibir un golpe. En los niños es un área sumamente frágil que puede causar grandes lesiones. Esto, como resultado, de su pequeño tamaño. Órganos como el riñón o el hígado son los más vulnerables a romperse y provocar una hemorragia interna.

Los brazos y piernas

Es muy común que los brazos y piernas salgan lastimados en estos incidentes. Pueden derivarse desde un raspón hasta el quiebre de un hueso. Dependiendo del impacto, en este caso, es posible que el niño pueda tener secuelas como mal formación, invalidez, deformidad y más.

 Consejos para evitar las lesiones en los niños por accidente de tráfico

consejos para resguardar a los niños

Ante las leyes, lo que ocurra con los menores de edad es responsabilidad de sus padres o representantes. Es por ello que, sobre todo si son niños chiquitos, poner todo el esfuerzo en asegurarlos si saldrán de paseo en auto. Más allá de hacerlo de forma momentánea, la idea es forjar una cultura de cuidado y responsabilidad desde temprana edad. Es por ello que, aquí te dejamos algunos consejos -indicados por la DGT- para que los niños estén seguros en el automóvil:

  • Jamás llevar a los niños en brazos. Es un error muy común y sobre todo, ir de copiloto con un bebé en brazos. El riesgo que corre el menor es mucho mayor. Esta regla también aplica para llevarlos en las piernas. Lo ideal es que los niños, si superan los tres años, deben ir en los puestos de atrás con los dos cinturones de seguridad atados. El que cruza del pecho hasta la cadera y el segundo que va de un lado de la cintura al otro.
  • Viaje en sentido contrario a la marcha. Aunque no lo creas, esta es una de las recomendaciones de oro. Sobre todo, si se tiene bebés. La idea es ajustar un pequeño asiento trasero para él o su portabebés y colocarlo en sentido opuesto. Es decir, de espalda con los asientos delanteros.
  • Dar ejemplo. La regla más efectiva para todo es dar ejemplo. Los niños siempre siguen las conductas de sus padres. Es por ello que, debes crear para ti mismo un hábito de utilizar cinturón de seguridad, respetar el máximo de velocidad y las señales en la vía.

La DGT asegura que, nueve de cada 10 lesiones graves en niños se pudieron evitar utilizan el cinturón de seguridad. Un niño atado al asiento disminuye cinco veces las probabilidades de sufrir lesiones severas. Es por ello que, ten en cuenta todas las recomendaciones aquí abordadas.



Soy licenciado en Derecho desde el año 2005. Desde entonces he desarrollado mi actividad profesional en el despacho de Loustau Abogados. Especializado en responsabilidad civil, con gran experiencia en ámbito de los daños materiales y personales en accidentes de tráfico tanto desde la perspectiva de la entidad aseguradora como desde la de los perjudicados, así como en Derecho de familia, arrendamientos y Mediación Civil y Familiar.
 En materia contencioso-administrativo, con experiencia en la defensa de las administraciones públicas así como en la de los intereses particulares. En la jurisdicción penal, especializado en la defensa de delitos de la más variada índole, desde los delitos contra las personas hasta los relacionados con el patrimonio y los económicos.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: El Contenido esta protegido !!