Cómo saber el valor catastral del suelo de un inmueble

Anteriormente hemos explicado cómo hacer el cálculo del valor catastral de un inmueble y hoy vamos a abordar el cálculo del valor catastral del suelo de una propiedad. Aunque parezcan términos muy similares y fáciles de confundir, la realidad es que no lo son.

El primero es una tasación administrativa que se utiliza para pagar el impuesto de plusvalía, mientras que el segundo es el valor del terreno donde está edificada la propiedad y que no se devalúa con el uso residencial. Es importante saber que este último es imprescindible para determinar la cuantía del primero que, posteriormente, resultará en el abono del tributo.

¿Qué es el valor del suelo de un inmueble?

El valor del suelo es, básicamente, coste que tiene el terreno donde se ubica la propiedad sin la construcción de la misma. Ni más ni menos. Se refiere netamente al suelo y es valorado según la ubicación geográfica, según los planes municipales de construcción en zonas urbanas y más.

Cuando se desea vender una vivienda es tan importante conocer este dato porque el valor del mismo determinará el precio final de la propiedad. Es decir, un piso ubicado en el centro de Madrid no tiene el mismo coste que uno retirado de la zona céntrica. Aunque este último tenga una estructura y una fachada mejor, la ubicación geográfica en sí misma influye en el importe final.

También, es importante conocer el valor del suelo para pagar los impuestos que corresponden a los trámites de compra – venta de una propiedad.

¿Qué elementos inciden en el valor del suelo de una vivienda?

Para calcular el valor del suelo de una propiedad necesitas estimar los siguientes elementos:

Ubicación

Como hemos adelantado previamente, una de las formas predilectas de estimar el valor del suelo es de acuerdo a su ubicación geográfica. Según donde esté ubicado este terreno en cuanto a los planos de urbanismos del municipio tendrá más o menos valor.

Es más probable que una casa al frente de la playa tenga un coste muchísimo más alto que una retirada y ubicada dentro de la misma localidad, por dejar un ejemplo.

El tamaño de la superficie

El tamaño del terreno es otro elemento determinante para medir el coste del sueño es el tamaño de la superficie. Por obvias razones, uno con 200 metros cuadrados tendrá un valor más alto que uno con 80 metros cuadrados.

Otros factores

En cuanto a edificaciones urbanas existen otros elementos que dan valor al suelo. Aunque estos resultan ser más subjetivos, también influyen en el total; algunos de ellos son la eficiencia energética, las tuberías de agua potable, las cualidades de la propiedad que se puede edificar o está edificada en el lugar.

¿Cómo se calcula el valor del suelo de una vivienda?

En cuanto a fórmula matemática nos referimos, el valor del suelo de una vivienda se calcula de la siguiente manera:

El valor catastral del suelo resulta de la multiplicación de los siguientes factores:

  • La superficie por el valor del suelo.
  • Los coeficientes correctores de suelo.
  • Los coeficientes correctores en conjunto.
  • El coeficiente GB determinado en la ponencia de valor que corresponde o el polígono de valor.

Todos los elementos anteriormente mencionados se multiplican y dan como resultado el valor del suelo de una vivienda.

Ir arriba